English spoken

Ronquido y cirugía

5 indicaciones que justifican un tratamiento quirúrgico del SAOS Síndrome de Apnea obstructiva del Sueño)

Dr. Victor Hugo González Angulo
Cirugía Maxilofacial

Aunque el sobrepeso u obesidad es una de las principales causas de la apnea obstructiva del sueño (SAOS), la predisposición anatómica de las mandíbulas retraídas (retrognatia) y el mentón pequeño (retrogenia) juegan un papel importante en esta afección.

Para diagnosticar esta afección, el estudio de elección es la polisomnografia, la cual evalúa en una noche el incremento y descenso de la frecuencia cardiaca, el número de ocasiones que se deja de respirar, el volumen de nuestros ronquidos nocturnos, la cantidad de oxígeno en la sangre, entre otros parámetros.

El uso de la tomografía axial computarizada (TAC) para valorar el volumen de aire que es capaz de pasar por nuestra orofaringe (atrás de la lengua) hasta llegar a nuestro pulmón es altamente efectiva, pues nos permite predecir cambios estructurales que se generan con la corrección quirúrgica (ortognática). 

Estudios clínicos han demostrado que la cirugía ortognática, más específicamente los avances de maxilar, mandíbula y mentón, es sumamente seguro y son los procedimientos que generan mayores beneficios para los pacientes con apneas obstructivas del sueño. SAOS.

Alguna de las indicaciones quirúrgicas para los pacientes con apnea son:

-pacientes con excesivo sueño en el día.

-disminución por debajo del 90% de la saturación de oxígeno durante los eventos de apnea

-incremento de la presión arterial

-Arritmias condicionadas por la apnea

-Deformidades en los maxilares, etc.

Otras opciones para disminuir los episodios de apneas pueden ser el empleo nocturno del CPAP (Continus Positive Airway Presure), la cirugía bariátrica en los pacientes obesos o incluso dispositivos orales.

Recuerda que siempre tenemos otra posibilidad de tener una mejor calidad de sueño, por eso:

Lee, infórmate y comparte.

Deja un comentario